Os traigo una de las publicaciones más recientes en el ámbito mitológico del noroeste de la Península Ibérica. Se trata de la monumental obra de Miguel Ángel González, que se titula «Noroeste mítico. El paisaje sagrado de la Vieja, la ninfa, el héroe y el dragón», editado por Lobo Sapiens.

El autor es de los que pisan el terreno, algo fundamental en obras de este tipo. El buscador de lugares e historias mitológicas pasa mucho tiempo detrás de los libros, o de la pantalla, pero también en los pueblos, y en las ruinas, o en las piedras grabadas con petroglifos, como las de su tierra de origen, en el oeste de la provincia de León.

Existe la falsa creencia de que el estudio de la mitología es algo sencillo, cuando en realidad, el aventurado autor que se atreve con la tradición popular se adentra en un intrincado bosque, lleno de relatos y lugares, en los que no suele haber un rumbo a seguir. A veces es necesario dejarse llevar por la experiencia previa, y por una especie de sexto sentido que además de impulsarte a seguir, te sirve como referencia de estudio a lo largo de todo el proceso.

En el caso de Miguel Ángel es la arqueoastronomía la que le llevó por el camino de intentar identificar evidencias arqueológicas en forma de petroglifos con ciertos eventos astronómicos del calendario, que ya habían sido apuntalados por autores anteriores de forma imprecisa. Los conocimientos en programación y observación del firmamento le llevaron a recrear un modelo por el que identificar una funcionalidad de los lugares y la simbología que portan con el calendario agrícola de Europa occidental, y descubrir, casi de soslayo, que esos lugares conservan no sólo las evidencias arqueológicas, sino un corpus de mitología popular característico que los señala en el paisaje de las creencias antiguas como puntos clave que debemos estudiar.

Noroeste mítico es un recorrido por esos lugares, y por esas leyendas del noroeste de la Península, el viejo territorio de los Astures y Galaicos esencialmente, en el que aún en el siglo XXI el investigador consigue encontrar vestigios de un viejo culto, en definitiva, que nos conecta con el mundo simbólico de los habitantes del terruño desde, probablemente el calcolítico, hasta hoy.

Por sus páginas discurren dioses astures como Teleno, que tienen su paralelismo en el Marte latino, o en el Lug céltico. Las tríadas que nacieron con el mundo indoeuropeo y aún perviven, incluso soterradas en las creencias católicas actuales. Serpientes, cuélebres, y otros ofidios que cargan con el peso de su mito cosmogónico como creadoras (y posiblemente destructoras) del mundo. Y cómo no, la Vieja, la gran diosa del invierno, que con los nuevos tiempos parece manifestarse de nuevo en el territorio astur, resistiéndose a desaparecer y recobrando vitalidad.

Las leyendas leonesas, asturianas, gallegas o zamoranas, están entrelazadas entre la vida (rural esencialmente) y la memoria de las gentes. Por eso es fundamental que se publiquen obras de este tipo, que vayan más allá de la recopilación pura y dura de cuentos (algo que ya se comenzó a hacer hace más de 100 y 200 años, sino que aporten, a la luz de los conocimientos previos y grandes teorías sobre la mitología de carácter popular del occidente europeo, pero también a la de las nuevas tecnologías y métodos de investigación, un sentido a todo ello.

De poco vale repetir un cuento hasta la saciedad si no entiendes lo que significa. Precisamente lo importante es la conseja, la explicación, el significado, sino de poco vale recoger las tradiciones.

En esta obra vas a poder adentrarte en ese mundo, además de forma elegante, con una publicación en tapa dura de gran calidad, algo que se echa de menos, al menos el bibliófilo como yo, en la actualidad 🙂

El viaje comienza con una referencia: «Cuando Galadriel y Celeborn despiden a la Comunidad del Anillo, en el libro El Señor de los Anillos de J. R. R. Tolkien, Boromir desprecia la recomendación de Celeborn de evitar el bosque de Fangorn y éste le responde: «Entonces no tengo más que decir. Pero no desprecies las tradiciones que nos llegan de antaño; ocurre a menudo que las viejas guardan en la memoria cosas que los sabios de otro tiempo necesitaban saber». Cuando he preguntado a los viejos sobre historias o tradiciones que almacenan en su recuerdo, que a su vez han recibido como legado de sus mayores, me ha llamado la atención que admitían, con vergüenza, que alguna vez creyeron que en sus montañas, fuentes, valles,… moraban seres extraordinarios. Ahora, la mayoría de las veces rehúsan hablar de ello, y mucho más con extraños. Este importantísimo patrimonio cultural se desvanece.». ¿Te atreves?

Noroeste mítico. El paisaje sagrado de la Vieja, la ninfa, el héroe y el dragónInformación bibliográfica
NOROESTE MÍTICO. EL PAISAJE SAGRADO DE LA VIEJA, LA NINFA, EL HÉROE Y EL DRAGÓN (click para comprar)
Miguel Ángel González González
ISBN 978-84-123863-9-4
573 páginas
Encuadernación noble, tapa dura.
Ed. Lobo Sapiens.

 

 

Artículo anteriorEl tesorillo tardo romano de Berció, Asturias, en la prensa inglesa

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here