Denarios de plata. Foto CC

La arqueología está de suerte desde que se pueden aplicar nuevos métodos de investigación, como por ejemplo determinar de dónde proceden los metales de objetos antiguos. Es básicamente lo que intentan hacer en este nuevo estudio publicado en la revista Geology por un equipo de investigadores liderados por Jean Milot de la Universidad de Lyon 1. Se trata de determinar la procedencia de la plata de las monedas romanas, que tienen una huella de isótopos muy característica.

Según el estudio, «en general, sean cuales sean las fuentes de plata para la acuñación de monedas romanas, estas se han agotado desde entonces, y las presuntas fuentes restantes, están tan dispersas que es difícil evaluar si fueron alguna vez fuentes importantes de lingotes», por tanto, estamos ante una de las investigaciones más difíciles en este campo.

Para el estudio se analizaron muestras de yacimientos en los que se ha constatado la explotación de este metal en época romana en Hispania. A pesar de lo que leáis por distintos medios, los resultados no han sido muy concluyentes. Lo cierto es que en la Bética si que hay varios yacimientos que se ajustan relativamente bien al patrón de plata que muestran las monedas romanas, (denarios por ejemplo), pero no del todo.

Lo que si permite es tener un método de análisis válido que, como bien dicen en el estudio, debería ser aplicado a otras regiones del Mediterráneo, sobre todo Grecia o Asia Menor (Turquía) donde también se tiene constancia de explotaciones de plata que debieron abastecer al erario romano.

Respecto a lo que nos toca, se han descartado los yacimientos del área vasco cantábrica y la de la zona montañosa del oeste del Conventus Asturum donde se documenta la explotación en época romana.

El estudio ha determinado que en la Península Ibérica se extrajeron dos tipos de mineral sobre las 47 muestras de galena de yacimientos ibéricos. Uno es muy pobre en plata, y seguramente de ella se extrajo sobre todo plomo. Parece que nuestros yacimientos del norte van en esta línea. Quizá tiene una relación con la escasez de piezas indígenas en este metal, entre los pueblos del norte del territorio. Esta galena tendría menor valor económico que la otra, rica en plata y que era viable para su uso en la acuñación de monedas. La más rica solo se extrajo en el suroeste de la Península, sobre todo en los históricos yacimientos de Linares.

Ojo, que os veo venir, el estudio no dice que no hubiera plata en el resto de yacimientos, en el norte en concreto, sino que no se ajusta a los patrones encontrados en el análisis de monedas romanas de plata, que destacan por una elevada pureza del metal (en torno al 97%).

Por tanto, aunque tenemos constancia de la utilización de plata en la orfebrería del noroeste en época indígena, así como su extracción en época romana probablemente no se destinó a la acuñación de moneda según este estudio.

Notas al pie y bibliografía

  1. Milot, J., et al., 2022, Silver isotope and volatile trace element systematics in galena samples from the Iberian Peninsula and the quest for silver sources of Roman coinage: Geology, v. XX, p. XXX–XXX, https://doi.org/10.1130/G49690.1
Artículo anteriorMedidas de protección en el castro de Chano, en Peránzanes. León
Artículo siguienteNuevo punto de información y horarios en el yacimiento de Lancia

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here